¿Sabes que existe la desparasitación interna y externa? Cuando tenemos mascotas, nuestro principal miedo es que puedan contraer algún tipo de infección o enfermedad grave. Muchas de estas enfermedades son transmitidas por ciertos parásitos de manera interna y externa, como por ejemplo las pulgas o garrapatas que, si no los eliminas a tiempo, pueden afectar de manera grave a la salud de nuestra mascota y pudiendo manisfestarse diferentes enfermedades.

Por eso, recomendamos seguir unos consejos y medidas básicas dedesparasitación para prevenir dichas enfermedades y, así, poder mejorar la calidad de vida de nuestra mascota.

Tipos de parásitos

No todos los parásitos son iguales y, por lo tanto, no se eliminan con el mismo tratamiento. Lo primero que hay que analizar y descubrir es qué tipo de parásito tiene tu mascota y, además, tener en cuenta algunos factores como la edad, tamaño o lugar geográfico donde vivís. Por lo tanto, podemos diferenciar entre parásitos internos y externos.

Parásitos externos

Los parásitos externos son portadores de muchas enfermedades y, suelen presentarse con mayor volumen de presencia, en los meses de calor. Normalmente, suelen “hospedarse” en la piel de nuestras mascotas.

Entre los parásitos externos, estos son los más frecuentes:

  • Garrapatas
  • Pulgas
  • Mosquitos

Dependiendo de la época del año puede haber más presencia de un determinado tipo de parásito lo que conllevará a que tengamos que poner una serie de protocolo de prevención para evitar que estos parásitos puedan picar a nuestra mascota.

Parásitos internos

Estos son los que conviven principalmente en el intestino de nuestra mascota, pero pueden atacar a otros órganos vitales como corazón y pulmones. Existe una gran diversidad de parásitos internos entre los que destacamos:

  • Gusanos redondos
  • Gusanos con gancho
  • Gusanos del corazón
  • Gusanos látigos
  • Tenias o solitarias
  • Thelazia
  • Cestodos

Dependiendo del tipo que sea, podremos encontrarle alojado en determinadas partes del cuerpo del animal, por lo que recomendamos una visita a tiempo si sospechamos que nuestra mascota se comporta de manera extraña para poder analizar una posible infección y enfermedad provocada por un parásito.

¿Cuándo tengo que desparasitar a mi perro?

La desparasitación interna en nuestras mascotas es un tipo de prevención contra parásitos internos que tenemos que llevar a cabo rigurosamente bajo las recomendaciones de nuestro veterinario , y la frecuencia de la desparasitación interna dependerá de diferentes factores: su edad, tamaño, lugar de residencia, del estilo de vida que llevéis, de su estado de salud…

Cuando el animal es un cachorro, se recomienda una primera desparasitación antes de su primera vacuna y, al alimentarse de leche materna, se le administra de forma oral. Es un proceso muy sencillo que se realiza de manera mensual hasta los 6 meses aproximadamente. A partir de ahí, se analizará y estudiará el caso para conocer sus circunstancias y su estilo de vida y se propondrá el tratamiento adecuado a seguir.

En cuanto a los adultos, tu veterinario será el encargado de poner el calendario ideal para tu mascota, ya que se debe de tener en cuenta la situación de cada uno. Pero como norma general, deberemos desparasitar internamente a nuestra mascota cada 3 meses.

La prevención frente a parásitos internos en tu mascota es primordial por lo que te recomendamos que acudas a tu veterinario para realizar chequeos rutinarios para que revise su estado de salud, comprobar que está libre de parásitos tanto internos como externos y que puedas seguir un protocolo de desparasitación interna regular para que tu mejor amigo esté libre de parásitos y así ayudar a prevenir posibles enfermedades.

Pide Cita