Tras cualquier cirugía, cualquier animal debe tener unos cuidados especiales a su vuelta a casa. En la esterilización, aunque se trate de una intervención muy sencilla, deberemos tener en cuentas estos factores para que nuestro perro se recupere lo antes posible tras ser esterilizado.

¿Qué cuidados tiene que tener una perra o perro esterilizado?

  • Mantener limpia la zona de la intervención: Independientemente de la técnica utilizada en la esterilización de una perra (laparoscopia, abordaje en el flanco, convencional…) o para un perro, es imprescindible que no tenga contacto con la zona de la intervención durante los días posteriores a la cirugía, pudiendo utilizar el collar isabelino, camisetas de algodón en el caso de las perras… para evitar que se laman la zona.
  • Deja que descanse y se recupere los días posteriores en una zona tranquila y poco frecuentada de la casa, pero siempre bajo supervisión.
  • Revisa frecuentemente el aspecto de la cicatriz para comprobar que se mantiene limpia y sin supuración.
  • Si el veterinario le ha pautado una serie de medicación, adminístrasela rigurosamente en las horas pautadas por el veterinario.
  • Evita que salte o suba a lugares altos (sofá, cama, etc.) y si su cama está en un lugar donde tenga que saltar, bájala al suelo los primeros 7 días para que pueda acceder fácilmente.
  • Realiza paseos cortos para que no corra y evita zonas del paseo que puedan ensuciar la zona de la intervención.
  • Ante cualquier situación que no resulte normal como por ejemplo enrojecimiento de la zona, supuración, picor excesivo, sangrado, etc. es de vital importancia que acudas al veterinario cuanto antes para que pueda revisar la zona y el estado de salud general del perro o perra.

Poco a poco, tu perro/a irá recuperando la normalidad y su comportamiento habitual. La esterilización es un proceso por el cual beneficiamos a la salud de nuestra mascota y en muy pocos días podrás ver que está recuperado por completo.

Pide cita en tu clínica mas cercana: